miércoles, 17 de diciembre de 2014

Obama sobre #Cuba: "Comenzaremos un nuevo capítulo en nuestras relaciones"

rtLarry Downing / Reuters

El presidente de EE.UU., Barack Obama, anuncia desde la Casa Blanca una serie de cambios en las relaciones con Cuba, tras anunciarse que ese país ha puesto en libertad al contratista estadounidense Alan Gross, preso en La Habana desde hace cinco años.

"Hoy, Estados Unidos está cambiando su relación con el pueblo de Cuba", comenzó afirmando Obama. "Damos la bienvenida a la liberación de presos políticos y a la extensión de internet en Cuba", dijo el presidente.

"Tendemos una mano de amistad. No podemos permitir que las sanciones de EE.UU. se sumen a las cargas que soportan los cubanos a los que queremos ayudar". Así, el presidente de Estados Unidos ha pedido al Congreso de su país que inicie un debate "honesto" y "serio" sobre la suspensión del embargo económico unilateral sobre Cuba decretado por Washington en 1961.

"Estamos haciendo estos cambios porque es lo correcto", aseguró Obama durante su intervención, en la que dijo, hablando en español, que "todos somos americanos".

"Empezaremos a normalizar las relaciones entre nuestros países", dijo el presidente de EE.UU. Las medidas son "los cambios más importantes en más de 50 años", dijo Obama, para luego añadir que ahora empieza "un nuevo capítulo".

"Estos 50 años han demostrado que el aislamiento no ha funcionado. Es hora de un nuevo enfoque", afirmó el inquilino de la Casa Blanca.

El anuncio llega después de una conversación telefónica de cerca de una hora que mantuvieron este martes Obama y el líder cubano Raúl Castro. Es el primer diálogo que se hace público de un presidente norteamericano desde la revolución cubana, en 1959.

Alain Gross, preso desde 2009 en la isla, fue condenado en 2011 a 15 años de prisión por cometer "actos contra la independencia o la integridad territorial del Estado" y ya ha llegado a EE.UU. tras su liberación por "motivos humanitarios", según  el comunicado oficial.

El contratista, que ahora tiene 65 años, trabajaba para la Agencia Estadounidense para el Desarrollo Internacional (USAID) y según el Gobierno, solo trataba de proporcionar acceso "sin censura" a internet a una comunidad judía de Cuba. Según la familia de Gross, su salud se ha deteriorado gravemente en estos años de cárcel.

http://actualidad.rt.com/actualidad/160666-obama-cuba-nuevo-capitulo-relaciones